El primero en volver: El fueguino Christian Vargas tuvo su primer entrenamiento con Banfield después de 6 meses

0
29

Vargas es el primer fueguino en entrenar en la élite del futsal argentino.

El arquero fueguino, Christian Vargas, regresó a los entrenamientos este miércoles con Banfield después de seis meses de espera y se convirtió en el primer jugador fueguino en retomar las actvidades físicas en la primera división del futsal AFA en la provincia de Buenos Aires.

Foto gentileza: Manuel Aguirre.

La espera llegó a su fin para Vargas quien este miércoles tuvo su primera práctica oficial con su equipo en el Microestadio 110 años del «Taladro», tras varios meses de inactividad debido a la crisis sanitaria.

En el entrenamiento dirigido por Ema Santoro, los jugadores de Banfield realizaron en un bloque movilidad general y específica, más ejercicios de fuerza de base en estaciones individuales. En el bloque táctico realizaron drilles sin oposición y en el bloque físico-técnico realizaron un intermitente neuromuscular por estaciones individuales.

Cabe mencionar que todos los grupos de jugadores trabajaron en diferentes espacios con la presencia de una integrante del cuerpo médico. Christian entrenó junto con Troncoso, Lico, López y Peralta.

Vargas comentó sus sensaciones de volver a tener contacto con el balón en una cancha de un largo tiempo «Estoy feliz de poder volver. Estuvimos entrenado desde que comenzó la pandemia hasta la semana pasada por zoom con el plantel 3 veces por semana, eso dio muchos resultados positivos ya que todos volvimos de la mejor manera posible a las prácticas formales» dijo.

Christian Vargas, fue arquero de la Selección Argentina en los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018.

El fueguino, que llegó al «Taladro» a principios de este año, destacó la oportunidad de entrenar con sus compañeros de equipo «fue muy lindo ver a los chicos de vuelta que desde el primer día en enero me hicieron sentir parte del grupo» resaltó.

Christian mencionó que pese al gran tiempo de inactividad se sintió muy bien bajo los tres palos «Hice el mismo trabajo que mis compañeros. Por suerte tuve que atajar mucho, pero en lo individual estoy muy bien al igual que en lo técnico» señaló.

El equipo del guardameta riograndense tiene pensado realizar 3/4 entrenamientos entre semana, para luego aumentar la intensidad de trabajos a 5 y 6 días.

Sin dudas, una gran noticia para nuestro representante del futsal fueguino que pudo volver a disfrutar de compartir con sus compañeros de equipo y de hacer lo que tanto ama, que es atajar.

Fotos gentileza: Manuel Aguirre.

Comentários no Facebook